martes, 12 de marzo de 2013

Pen (Programa de Estimulación para niños)



 La estimulación temprana va a contribuir con el desarrollo cognoscitivo, y el progreso de aptitudes, en las cuales el niño presente dificultades; logrando de esta forma que el infante tenga un mejor desenvolvimiento en su vida social y en la escolar.

Se puede estimular con lectura, canciones infantiles, juegos lúdicos, ejercicios, conversaciones y respondiendo a todas las preguntas que haga. Es importante la interacción con adultos y otros niños, como en el jardín infantil. También contribuye que ayude en la casa con tareas simples, como ordenar. Es clave usar un lenguaje de adultos, para que aprenda vocabulario y a expresarse bien.

Sabemos que "se educa con el ejemplo" y debemos tener en cuenta que el placer por el aprendizaje, por el conocimiento, la curiosidad por el mundo, etc. es algo que los chicos deben vivenciar en su familia para después hacerlo propio. No basta con "cumplir" llevando a los chicos a practicar un deporte si en la familia nadie lo hace sólo por placer. No podemos pretender que nuestros hijos lean si no nos ven a nosotros disfrutando de la lectura. Y así sucesivamente. A veces los padres no saben qué hacer con sus hijos en los momentos libres que comparten y así desperdician muy interesantes oportunidades para estimular a sus hijos y ayudarlos a ser personas más activas, más críticas y pensantes.

En este sentido, la Psicopedagogía, como área dedicada al sujeto que aprende, es el ámbito ideal para orientar a los padres diseñando estrategias particulares para cada familia y favoreciendo así, el aprovechamiento de todas las potencialidades que posee un niño o un adolescente. Por eso, la Estimulación Temprana hoy resulta un aporte indispensable, pero insuficiente si no se apunta a una Estimulación Permanente.

La Fundación Aprendizaje Significativo te trae Pen (Programa de Estimulación para niños) que proporciona fichas de estimulación secuenciadas para la adquisición de habilidades motoras finas y gruesas; habilidades perceptivo- cognitivas; habilidades lingüísticas; habilidades matemáticas, y habilidades racionales y de autoayuda. Se presentan en dos bloques de 4 a 5 años y 5 a 6 años.

Un excelente instrumento de ayuda para los padres y profesionales que asumen la tarea de educar a los niños, enriqueciendo su desarrollo en una etapa de su vida tan importante, ya que los primeros años constituyen un período crítico para la mayoría de los aprendizajes básicos. Para facilitar este tema se proporciona un inventario de desarrollo en el que presentan, de forma secuenciada, las adquisiciones más importantes para cada periodo de edad y unas fichas de estimulación en el que se encuentran sugerencias para favorecer el aprendizaje.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada